El arte mural es toda aquella pintura que se realiza sobre un muro virgen o pared. El muralismo también se puede realizar sobre techos. La pintura de arte mural es una forma de arte muy antigua, que nació con las pinturas que realizaron los hombres de la Prehistoria. Aún así esta modalidad artística no ha llegado a desaparecer nunca. ¡Un momento, por si aún no te has percatado no nos referimos a este tipo de pintores! 😀

Características del arte mural

La pintura mural es casi siempre un elemento decorativo de la arquitectura. El mural debe contener una historia en las pinturas. Por este motivo, también se utiliza como método didáctico.

Las principales características del arte mural son:

  • Monumentalidad: La cual no solo está dada por el tamaño de la pared sino por cuestiones compositivas de la imagen.
  • Poliangularidad: Hace referencia a los distintos puntos de vista y tamaños del plano, los cuales pueden estar en un mismo campo plástico.

Las diferentes técnicas del arte mural

El muralismo no se basa solamente en la pintura al fresco. Existen otras muchas técnicas que hacen de este arte todo un regalo para los ojos.

  1. Pintura mural: Tradicionalmente, la técnica original de la pintura mural renacentista fue el fresco y sus variantes. La aplicación de pinturas al óleo y posteriormente las sintéticas, son técnicas características de los murales actuales, combinados con otros materiales y bases diversas con que se trata previamente el muro.
  2. Relieve escultórico: Sobre la base del muro, la obra escultórica se trabaja directamente sobre él. Puede tratarse de un sobrerelieve o de un bajorrelieve, dependiendo de su espesor. Pueden realizarse con materiales como el cemento, la piedra reconstituida, los mármoles, las resinas sintéticas, la madera, etc.
  3. Mural cerámico: Los murales de mosaicos, en sus vertientes venecianos, bizantinos y/o romanos, son horneados para fijar los colores y/o los esmaltes y luego adheridos al muro por medio de un mortero o mezcla adhesiva. Existe también una nueva tendencia que consiste en modelar y pintar artsanalmente murales cerámicos en relieve.
  4. Teselas: Aplicadas tanto en pisos, como en muros, los mosaicos de distintos tamaños, se componen de materiales que no son cerámicos. Pueden ser granitos, mármoles, arcillas y también vidrios.

Estos son algunos ejemplos de las diferentes técnicas del arte mural, pero no están todas. También existe el mural esgrafiado, el vitraux…

Muralismo

Los murales más famosos del mundo

El arte mural ha dejado una gran historia detrás de él. Las obras más impactantes de toda la historia son:

  • Leonardo de Vinci, La Última Cena, Convento Santa Maria delle Grazie, Milan.
  • Miguel Ángel, La creación de Adán, Capilla Sixtina, Vaticano.
  • Miguel Ángel, El Juicio Final, Capilla Sixtina, Vaticano.
  • Giotto, Lamentación sobre Cristo Muerto, Capilla de los Scrovegni,
  • Andrea Mantegna, Cámara de los Esposos, 1465-1474.
  • Diego Rivera, La Historia de México, Palacio Nacional, 1929-1935.
  • Rafael Sanzio, Escuela de Atenas,  Palacio Apostólico, Vaticano.

En la actualidad, el arte mural ha evolucionado mucho. Sobre todo, en el tipo de historias que cuentan más reivindicativas, más sociales, más callejeras … Sin duda, el arte nunca morirá y mucho menos los murales. Son pinturas mucho más fáciles de observar, ya que la mayoría ahora pueden verse en el exterior de las fachadas y muros de las ciudades.